Publicado por en jun 17, 2014 en articulos, Comunicacion digital, Content Marketing, Marketing digital | 0 comentarios

Como si fueran Villarriba y Villabajo, los medios tradicionales e Internet andan un poco a la gresca y otro poco a la fiesta. Se miran de reojo, y mantienen entre ellos batallas ancestrales, como la que libran Google y los editores de medios, mientras se les cuelan  entre rencilla y rencilla pequeñas historias de Romeos y Julietas que es probable que, en lugar de morir trágicamente, acaben montando una gran familia. Lo cierto es que están condenados a entenderse y que llevan tanto tiempo juntos que sólo tienen sentido el uno con el otro.

La más bonita historia de amor entre medios la están viviendo las redes sociales, especialmente Twitter y Facebook, con la televisión. Juntas están dando lugar al fenómeno de la televisión social, uno de los híbridos más entretenidos de la actualidad y que conforma un hermoso ejemplo de win-win entre vecinos. El 61% de los adolescentes en EEUU están ya usando el móvil mientras ven televisión, así que la cosa tiene visos de futuro. Y, pasando olímpicamente de los datos, ¿cuántos de vosotros estáis siguiendo el Mundial en Twitter?

El mundial según Twitter

El mundial según Twitter

El hecho no pilla a nadie desprevenido. Lo que empezaron siendo escarceos, como leer tweets o animar al uso de hashtags desde los platós, ahora es algo generalizado. Y las webs de plataformas como RTVE o ATRESMEDIA integran la emisión con las redes sociales de una manera fluida. Pero también es lo suficientemente novedoso como para que sepamos que el futuro nos deparará sorpresas en forma de nuevos formatos y nuevas plataformas.

Lo cierto es que, cada vez más, vemos la televisión con las redes sociales a mano. La interacción social es una gozada y punto. Ver el fútbol, Master Chef o una serie comentando con los amigos es algo que se ha hecho toda la vida, salvo que ahora lo podemos hacer con más amigos, con desconocidos, con famosos, con trolls… Todo a la vez.

Desde el punto de vista de las empresas que nos dedicamos a la comunicación nos encontramos ante otra novedad que nos invita a pensar diferente. Si es que todavía quedaba algo por derribar, la Social TV es otro martillazo al muro que separa las prácticas de las agencias de Relaciones Públicas, las de comunicación, las de marketing, las de publicidad, las de marketing online… Tanto desde el punto de vista de la creación de contenidos como de la medición de resultados, la televisión social es un acicate para la creatividad. Ahora podemos crear contenidos para televisión que agiten las redes sociales y también medir el impacto de la televisión en términos de alcance y engagement de una manera novedosa.

Miguel Rubio

Miguel Rubio

Director de PNConnect Iberia
Miguel Rubio

Latest posts by Miguel Rubio (see all)